‘Cosasporhacer’ en crisis

Menuda iniciativa… Tanta generación perdida y tanto ‘cabreo’ pudiendo hacer cosas como ésta, de Carne Cruda 2.0. Hace tiempo que vengo queriendo preparar un post inspirado en aquél del blog Sic Transit Gloria Mundi, y ésta ha sido mi excusa perfecta.

Nos proponía su autor entonces una serie de medidas sencillas con las que apoyar a un amigo en paro. Formas de acompañarle, maneras de ayudar que están al alcance de todos… Elige la tuya, o añade la que veas oportuna en los comentarios, y, si te parece útil, mándaselo a alguien, pero sobre todo pon alguna en práctica.

Esta es mi propuesta;

1. Estar atento a las ofertas de trabajo que veas que puedan ajustarse a su perfil y mandárselas para que las considere.

2. Escuchar hasta el final. Lo que vive, cómo lo enfoca y cómo se encuentra, etc. Aunque se repita.

3. Dar ideas de posibles cursos, de contactos, estrategias, etc. (estando dispuesto a que las rechacen).

4. Ayudar a reredactar el CV, la carta de presentación, a hacerse Linkedin o preparar su perfil de Infojobs o Job and Talent.

5. Conseguirle orientación, coaching, cursos de reciclaje… Encargarte tú mismo o a través de un amigo… plantéate: quién puede ayudarle?

6. Recomendarle siempre que el puesto se ajuste a su perfil.

7. Intenta hacerle ver de lo que es capaz, mirando las cosas con perspectiva; lo que ha sido, lo que es, todo lo que puede conseguir, su preparación, etc.

8. Distraerle. Sacar ratos para tomar unas cañas, o hacer deporte con amigos. Un plan sencillo, en el que no se gaste, se despeje, y disfrute. 

9. Evitar compadecerse, en el mal sentido de la palabra (porque tiene un sentido bueno). Es un bache, a todos nos puede llegar, y se supera. Hay que mantener el ánimo.

10. Ir más allá. Recordar que esta crisis pasará, y que hay que aprovecharla para crecer ya que la tenemos aquí y no podemos evitar que nos afecte. Ver en qué nos puede beneficiar, o cómo nos ha ayudado a unirnos más a nuestra familia, cómo se ha manifestado el apoyo de los amigos, caer en la cuenta de que estamos más preparados para sobrellevar las dificultades que nos sigan viniendo, apoyarnos en Dios si somos creyentes, etc.

“Eres lo que lees”

“Eres lo que comes”, “Eres lo que escuchas”, son sentencias que me fastidian por reduccionistas. Pero reconozco que la que da título al post, no me molesta tanto. Veo más verdad en ella que en el resto, aunque siga siendo una simpleza más de las muchas que se oyen por ahí.

Supongo que, entre otras, ‘lo que leo’ es precisamente la razón de que mi blog sea un auténtico cajón de sastre. “Cosas que aportan sólo pone de relieve que yo (como todos) soy un conjunto de cosas muy distintas. Que tengo en la cabeza proyectos, recados pendientes, trabajo e historias, listas de sitios que ver, montones de intereses y varias desilusiones… Éso hace que este sitio no tenga una entidad definida (con la consiguiente pérdida de tráfico hacia mi página), pero de momento, la verdad es que no me importa.

Y es que por ahora estoy leyendo sobre este mundillo, aprendiendo a manejarme, y viendo con perspectiva qué tenía en la cabeza (o en el corazón) a lo largo del tiempo. Disfruto probando y viendo las posibilidades que me ofrece el blog, porque lo que quiero es aprender, experimentar. Y si alguien lo disfruta por el camino, mejor.

Como hoy es viernes y estoy hasta arriba de trabajo, dejo un artículo interesante que he leído cada día de esta semana, que he ido compartiendo en Twitter (@cosasqueaportan) y que, por distintas razones, recomiendo.

LUNES 21 de Enero Vine a Comala y otras veinte promesas: los mejores inicios de novelas publicado en Jotdown por . Lo siguiente es leer todas las novelas, porque me faltan varias.

Rulfo

MARTES 22 de Enero – Francis Bacon on Studies: “Reading Maketh a Full Man; Conference a Ready Man; Writing an Exact Man“. 

francisbaconessays

Una de esas interesantes piezas de Maria Popova, de Brain Pickings sobre las que podemos sacar enseñanzas concretas;

Reading maketh a full man; conference a ready man; and writing an exact man. And therefore, if a man write little, he had need have a great memory; if he confer little, he had need have a present wit: and if he read little, he had need have much cunning, to seem to know, that he doth not. Histories make men wise; poets witty; the mathematics subtile; natural philosophy deep; moral grave; logic and rhetoric able to contend. Abeunt studia in mores.[Studies permeate and shape manners.]”.

MIÉRCOLES 23 de Enero – Incendios de nieve del conocido blog ‘Manual de un Buen Vividor’ porque, absurdamente, me removió (y porque, lo admito, citaron nuestro tweet en ABC Punto Radio y me hizo ilusión, lo pueden oír aquí.)

0005_-_snow_in_new_york

JUEVES 24 de Enero Un descubrimiento vía Facebook, que me recordó que somos capaces de cosas grandes: Carlota, una vida intensa en siete meses y medio del blog de Carlos Escribano.

carlota

Viernes 25 de Enero Irresponsables del nuevo fichaje de El Mundo, Enric González. Le sigo desde hace muy poco, pero me está gustando. Sentido común a raudales.

6162080495_ee4035413d_b

Las imágenes son de las respectivas webs, blogs, etc.

¡Buen fin de semana a todos!

Firenze, mi manca tantissimo. Dovrei andare là un’altra volta. Ed’ un’altra. E sempre. É una città bellisima, piena di gente, delle storie, dell’ Arno… Delle biciclette, degli ristoranti, delle canzone… Ero felice… ? penso di sì. Dovrei ritornare. Dovrei.

The World Via Standby

dsc_0216

Florence, a city that embraces the present and yet pulses with the vibrance of history.

Ver la entrada original

Cosas para pensar #1 // Material to reflect on #1

Uno de los propósitos de este blog era recoger algunas ideas que surgen a partir de cosas cotidianas para analizarlas, destacar algún matiz o trascender, mirar más allá.

 Aquí hay material de sobra para reflexionar.

Sorprendente, inquietante, bien ejecutado, este corte me trae a la cabeza películas como La Isla, o un libro que leí hace años y del que no recuerdo el título (para variar), que también trataba la posibilidad de que en el futuro llegáramos a ‘criar’ seres humanos – como animales, como experimentos- para asegurarnos “piezas de repuesto” por nuestros excesos (Véase la famosa máxima de “Dios perdona siempre, los hombres algunas veces, la naturaleza nunca”).

Si ya habéis visto el corto (y si no, hacedlo antes de seguir leyendo, para no estropeároslo) coincidiréis conmigo en que, aunque no resulte el mismo caso, tiene mucho que ver con ése ‘utilizar a las personas para satisfacer necesidades, obviando el valor infinito del otro por sí mismo’.

Éso ya se da en nuestra sociedad.

Es ‘sólo’ una película (o un corto), dirán, ‘No seas ceniza’. ‘Una idea estremecedora, pero producto de la imaginación’. Mmm… piénsalo dos veces, no te vienen a la cabeza un par de ejemplos?

linea de puntos

One of the purposes of this blog was to collect ideas that arouse from everyday matters to analize, highlight a nuance or transcend, go beyond what is straightforward.

Here we have plenty of material to reflect on.

Surprising, disturbing, well executed, this video invokes the memory of movies such as The Island, or a book I read years ago (I can´t remember the name of it, as usual) which also dealed with the possibility of us growing up human beings in the future -as animals, as experiments- for ensuring that there would be spare parts for our excesses (See the statement “God always forgives, men sometimes, nature never).

If you have already seen the video (and if not, do so before you keep reading for not spoiling the fun) you´ll agree with me that, even though it’s not the exact same case, it has a lot in common with that “using people to satisfy needs, not taking into consideration the infinite value of the other, for him/herself”.

That´s already going on in our society.

It´s ‘just’ a movie (or video) they´ll say, ‘don’t be spoilsport’. ‘Indeed a disturbing idea, but’s only one’s invention’. Mmm… think twice, can´t you come up with two examples?

Cosasporhacer en 2013

530310_10200243590476478_420508076_n

Lo primero de todo Feliz Año Nuevo. Sólo a mí  se me ocurre felicitarles el año casi 10 días tarde… pero aquí estoy. Para compensar casi prometo que este año intentaré ser puntual. Pero necesito meditarlo un poco antes.

La verdad es que mis propósitos de Año Nuevo, no tienen mucho que ver con las típicas listas que incluyen adelgazar 5 kilos, apuntarse al gimnasio o aprender inglés. He leído y leído artículos estos últimos días sobre el tema; sobre cómo irremediablemente tenemos grabada la rutina de hacer propósitos que inmediatamente pasamos a olvidar, sobre que quizá la fórmula para lograr hacer realidad los propósitos no esté tanto en la fuerza de voluntad sino en cambiar el entorno, o sobre cómo conviene diseccionar las costumbres que queremos cambiar para poder hallar lo que ‘en realidad’ buscamos con las mismas y trazar un plan de ataque que acabe con éstas… Hasta hay quien se burla de las listas de propósitos -no sin cierta razón- resumiendo los suyos en ‘Sonreír, que ya es bastante’

Hace tiempo apareció un artículo en alguna parte que mantenía -con estudios científicos y reputadas estadísticas respaldando la cuestión, seguramente- que fijarse metas y no cumplirlas genera frustración. No tengo los datos exactos en que se basó esta afirmación pero diré simplemente que es ‘lógico’ ya que, si tenemos un objetivo y éste no se alcanza, se desencadenará una insatisfacción definida o no, en este nuestro ‘sistema-orientado-a-la-consecución-de-tareas’.

Sin embargo, sigue teniendo todo el sentido correr ese riesgo. ¿Qué sería de nosotros sin propósitos? O mejor; ¿Qué sería de nosotros sin hacer examen sobre nuestra vida, sobre qué va bien o mal, para volver a fijar el rumbo? Nos hacen falta esas listas que muchos se empeñan en denostar, no tanto por el resultado de éstas, sino por el tiempo que dediquemos a reflexionar sobre nuestra vida y a redirigir nuestro rumbo.

Quienes se ríen de las listas de propósitos tienen razón en que no tiene sentido hacerlas ‘porque sí’, pero se equivocan cuando pierden de vista que lo importante no es ser original con los propósitos, sino acertado. Se trata de pensar en lo que tenemos, en lo que somos, en lo que queremos… y decidir si queremos seguir igual o no, y si la respuesta es no, concretar qué vamos a cambiar y cómo.

La mítica estampa que copio y pego a continuación (vista en el ‘El sofá amarillo‘) hace un resumen manido -pero no por ello menos cierto- de lo que intento explicar;

el-sofa-amarillo-diagrama-felicidad

@davidbonifacio – al que he pasado a seguir en Twitter- lo exponía de la siguiente manera;

“The start of each year is a good time to ask ‘Who, what, where do I want to be 365 steps closer to?’ #lessons2013″

Efectivamente… para dejarnos de ideas abstractas y bajar a la realidad con una serie concreta de ‘cosasporhacer’ -como nos gusta decir aquí- hay que pensar ‘qué queremos alcanzar’… en nuestro trabajo, en el deporte, con algún proyecto; ‘a quién queremos‘… contratar para nuestra empresa, conocer para proponer un negocio, tener cerca para aprender de él, etc. También cabe definir ‘dónde queremos estar’ para crecer, para ayudar, para aportar…

Ésas metas ‘de fondo’ son las que dan sentido a la costumbre de formular propósitos cada año. Éstos últimos no son más que parte de un plan más realista que nos permita paso a paso, ir acercándonos a las metas.

En el artículo de Fast Company “How To Set Goals That Will Keep You Fulfilled And Focused” de Julian Ford y Jon Wortman, se explica cómo fijar metas que nos permitan mantenernos motivados y con un objetivo claro para avanzar.  Antes de empezar, señala;

“Goals aren’t just a to-do list. When you set them properly, goals can motivate you to be more productive and give you a greater sense of purpose.”

No os resumo el artículo, porque podéis leerlo y sacar vuestras propias conclusiones, pero estoy preparada para el debate y los consejos al respecto! Así que… ya tenemos deberes para este primer mes del año, estudiar la cuestión y decidir “De quién, de qué, de dónde quiero estar 365 pasos más cerca?” y a partir de éso, hacer TU lista de propósitos definitiva.

Rodins_Thinker

The Thinker (Rodin, 1906)

es.fotopedia.com

Cold december night

Estas son noches de llegar tarde a casa por apurar la vida. Noches de viajes en metro a las 11 pm, con mucho trabajo pendiente y algo de sueño. Noches frías, frías. De ésas en las que un paseo te despierta después de horas de ordenador y prisas, alegrándote el alma.

this_cold_december_night____by_mordachai71-d4joq7j

(RickHaigh)

Noches de viejos encuentros y caras conocidas. De ganas de más. De conversaciones pendientes. De gritos sordos de no-te-vayas-por-favor. Noches de despedidas y planes para probar restaurantes italianos en búsqueda de la pasta más auténtica, en un intento de consolarse por no vivir ya en Florencia.

pasta

(la tienda de Sevilla)

Noches para examinar nuestras vidas sin piedad y para hacer propósitos de Año Nuevo, aunque sea de manera difusa y no se incluya el típico ir-al-gimnasio-una-vez-a-la-semana o ponerse-a-régimen-desde-el-7-de-enero, sino cosas tan curiosas como bailar salsa el próximo año, o volver a pintar un cuadro.

Noches llenas de paseos por un Madrid que se presenta como las bambalinas de un teatro, escenario de muchas vidas.

Edificio Metropolis

(Wikipedia)

Noches de luces, de calma y silencio, de resoluciones y jersey. De labios secos y de llamar por teléfono a las 4 am a una amiga ‘para comentar la jugada’.  De castillos en el aire. De lloros porque toca. De orden de tu mesa, y de paso, de la cabeza.

De cerrar temas. De abrir otros nuevos.

De planes frustrados y estrategias, tratando de reconducir historias.

Noches de rutina, o no tanto. Noches de Diciembre.

Stockings are hung with care, as children sleep with one eye open

Well now there’s more than toys at stake cause I’m older now, but not done hoping

The twinkling of the lights, as scented candles fill the household

Old Saint Nick has taken flight with a heart on board, so please be careful


Each year I ask for many different things, but now I know what my heart wants you to bring

So please just fall in love with me, this Christmas

There’s nothing else that I will need, this Christmas

Won’t be wrapped under a tree,

I want something that lasts forever, so kiss me on this cold December night


A cheer that smells of pine, a house that’s filled with joy and laughter

The mistletoe says stand in line, loneliness is what I captureOh that this evening can be a holy night

Let’s cozy on up by the fireplace and dim those Christmas lights

So please just fall in love with me, this Christmas

There’s nothing else that you will need, this Christmas

Won’t be wrapped under a tree,

I want something that lasts forever, so kiss me on this cold December night

They call it the season of giving; I’m here, I’m yours for the taking

They call it the season of giving; I’m here, I’m yours
Just fall in love with me, this Christmas

There’s nothing else that we will need, this Christmas

Won’t be wrapped under a tree, I want something that lasts forever, cos I don’t wanna be alone tonight

I’ll wear you like a Christmas sweater, walk you proudly to the mistletoe tonight

I want something that lasts forever, so kiss me on this cold December night

They call it the season of giving;

I’m here, I’m yours for the taking

They call it the season of giving; I’m here, I’m yours

(www.metrolyrics.com)

amamos lo que perdimos, queremos lo que envenena

Ya sólo quedan los demonios,
la propiedad y los escombros.
Caemos como plumas,
olemos el fondo y nos quedamos cortos.

Es tiempo de autodestrucción,
de disparar sin adornos.
Prenderé fuego al colchón,
que reventó nuestros otoños.

¿Por qué no existen tumbas de dos?
¿Por qué el adiós se siente en vena?
amamos lo que perdimos,
queremos lo que envenena,
y así nunca nos salen las cuentas.

Ya no nos saca nadie a hombros,
la vanidad, los dobles fondos.
Quemamos las alturas,
besamos el polvo y nos calamos hondo.

Es tiempo de autodestrucción,
de rematar sin adornos.
Me agarré a la inspiración,
que me dejó nuestros demonios.

¿Por qué no existen tumbas de dos?
¿Por qué el adiós se siente en vena?
amamos lo que perdimos,
queremos lo que envenena,
y así nunca nos salen las cuentas.

(www.dicelacancion.com)

ancianos- flickr

(Flickr)

Tú tan terriblemente impasible. Tranquilo, racional. Muy “tú”.

Yo. Tan absolutamente desequilibrada a veces. O no.

Veo que pasa el tiempo y no pasa nada.

Aparte de todo.

El Mesías de Händel

“Yo todas las Navidades, desde hace muchos años, escucho el Mesías de Händel” (Mi abuelo, sobre su vida y costumbres).

Don Enrique, como le llaman en la fábrica y en el campo, es un tío simpático, aunque él no se lo crea. Madrugador, de ojos verdes tras las gafas, inventos constantes y excursiones gastronómicas.

De primeras, efectivamente, puede parecer huraño. Pero a nada que rasques encuentras un corazón con patas.

Mi abuelo es el de las confidencias a su nieta en las tardes de verano, sentados en el balancín. Es quien me convierte en la ‘nietísima‘ para mis amigas, que me bautizaron así desde que vieron que en la mesita del teléfono hay una foto mía, teniendo casi 30 nietos.

Mi abuelo es el de los regalos sin ton ni son. Quien repetía la frase “Yo te regalo un vestido, pero no puedes mirar el precio“. El de las cazadoras y los calcetines y los sombreros como manías.

Fan de la tienda “La Pajarita“.

El de “No me des las gracias tanto, niña“.

El abuelo y la nieta. Mi abuelo.

Su último regalo -uno de los mejores que me han hecho- fue ir al concierto participativo de la Obra Social de la Caixa “El Mesías” de Händel. Cantaba un hermano de mi abuela y su mujer, formando parte de un coro de cerca de 500 personas.

Una maravilla. Todavía lo disfruto y hace dos o tres semanas que lo oímos.

la foto

 Allí, mientras escuchaba y leía los textos (aquí una versión) entendí muchas cosas. Tiene mucha fuerza, un peso extraordinario y nada sobra. Convendría hacer como mi abuelo, que se sienta a oír esta pieza la mañana de Navidad. Y leyéndolo a la vez, pensar. Podría convertirse en una rutina mía… una costumbre que otros podrán heredar.

Feliz Navidad!!!

“Antes, los hombres habían hablado y creado imágenes humanas de Dios de muchas maneras. Dios mismo había hablado a los hombres de diferentes modos (cf. Hb 1,1: Lectura de la Misa del día).

Pero ahora ha sucedido algo más: Él ha aparecido. Se ha mostrado. Ha salido de la luz inaccesible en la que habita. Él mismo ha venido entre nosotros.

Para la Iglesia antigua, esta era la gran alegría de la Navidad: Dios se ha manifestado. Ya no es sólo una idea, algo que se ha de intuir a partir de las palabras. Él «ha aparecido». “

navidad2012

“Pero ahora nos preguntamos: ¿Cómo ha aparecido? ¿Quién es él realmente? La lectura de la Misa de la aurora dice a este respecto: «Ha aparecido la bondad de Dios y su amor al hombre» (Tt 3,4). Para los hombres de la época precristiana, que ante los horrores y las contradicciones del mundo temían que Dios no fuera bueno del todo, sino que podría ser sin duda también cruel y arbitrario, esto era una verdadera «epifanía», la gran luz que se nos ha aparecido: Dios es pura bondad.

Y también hoy, quienes ya no son capaces de reconocer a Dios en la fe se preguntan si el último poder que funda y sostiene el mundo es verdaderamente bueno, o si acaso el mal es tan potente y originario como el bien y lo bello, que en algunos momentos luminosos encontramos en nuestro cosmos. «Ha aparecido la bondad de Dios y su amor al hombre»: ésta es una nueva y consoladora certidumbre que se nos da en Navidad.”

(Benedicto XVI, Homilía del 24 de diciembre de 2011)

Merece la pena leer la Homilía entera. Leerla despacio, casi subrayando a la vez para distinguir las ideas. A mí me ha ayudado a entender un poco mejor qué se celebra estos días… por qué se habla de paz, de bondad, por qué celebramos que nace Dios… y es que, aunque parezca que lo hemos oído mil veces, en realidad no nos enteramos de nada.

Estamos, como me decían hace poco, como la mula y el buey; allí, en el portal, al lado del Niño (que no es poco) pero limitándonos a comer paja, cuando podíamos vivirlo con más conocimiento de causa, con más profundidad.