El relanzamiento de la economía española

El martes, poco más tarde de las 19:30, tuvo lugar la Conferencia-coloquio “El relanzamiento de la economía española” que organizaban el Instituto Empresa y Humanismo de la Universidad de Navarra y Telefónica en la sede de ésta última (Gran Vía, 28).

El Auditorio del Espacio Fundación Telefónica acogía a un público variado que, tras la presentación que hizo D. Eduardo Olier de los ponentes, siguió con atención las exposiciones de los Profesores D. Juan José Toribio y D. Juan Iranzo sobre los retos y el futuro de la economía española.

monedas

Se dijeron muchas cosas y muy variadas, en la aproximación económica al panorama de la Eurozona y de nuestro país en concreto, comenzando porque España está ‘sobrepenalizada’ en lo que a su prima de riesgo se refiere, afirmando que el propio Fondo Monetario Internacional así lo ha reconocido, y que la diferencia entre los 200 puntos que deberíamos tener y los más de 400 que alcanzamos se debe en gran parte a esa falta de confianza latente que deriva de la posibilidad de que ‘se rompa el euro’.

El razonamiento que subyace tras esta afirmación tiene su origen en la aversión al riesgo de los inversores, que son más reacios a adquirir bonos de países que podrían abandonar la ‘moneda única’ dado que la vuelta a su moneda anterior (en el caso de España, la peseta), llevaría a una devaluación de su inversión.

____________________________________________________________________________________

jjtoribioD. Juan José Toribio, Presidente del Centro Internacional de Investigación Financiera y Ex-director del Fondo Monetario Internacional, centró su exposición en el panorama de la Eurozona, sosteniendo que estábamos acostumbrados a unos ciclos económicos que, pese a sus inherentes subidas y bajadas, tenían una tendencia al alza a lo largo del tiempo. Sin embargo, en 2008 se produjo un cambio de tendencia que prácticamente nadie esperaba, y que tampoco se acaba de comprender del todo aún hoy en día.

* Es oportuno recordar aquí, dado lo recurrente de la cuestión, que es muy fácil llevar a cabo análisis y propuestas a posteriori; no puede pretenderse afirmar con rotundidad ‘ lo que habría que haber hecho’ , dado que nunca podrá comprobarse si hubiera sido una medida acertada, o todo lo contrario.

El Profesor Toribio identificaba entre los principales problemas de nuestra economía un excesivo endeudamiento público y privado, así como la falta de financiación y la desaparición de la ‘máquina de fabricarlo’. Con esta última expresión hacía referencia al cambio tan significativo que ha supuesto para nuestra economía la integración en el euro; hasta ahora, según se estudiaba en los libros de micro y macroeconomía, para reactivar la economía de un país debíamos ‘jugar’ con los tipos de interés… sin embargo, en la actualidad, al entrar en el euro, renunciamos voluntariamente a manipular dichos tipos y por tanto nos hallamos ante una situación completamente nueva, que en nada se parece a lo que hasta entonces habíamos conocido. El símil que utilizó el profesor para referirse al ‘último español que se enfrentó a una situación económica como la nuestra’  se refería al ‘patrón oro’  y al General Prim.

Planteaba el Profesor como guías de actuación para nuestro futuro la integración fiscal, financiera y bancaria de la Eurozona, junto a reformas estructurales como la flexibilización de nuestra economía y una reconsideración del Estado del Bienestar.  A través de los diversos gráficos expuestos pudimos comprobar que, de funcionar la Eurozona como país podría competir en términos de igualdad con grandes potencias Estados Unidos, lo que resulta esperanzador y sienta las bases de su teoría. Terminaba afirmando que, hay que actuar, ponerse manos a la obra en las direcciones señaladas, pues es posible una salida de esta crisis.

_____________________________________________________________________________________

50_juan_iranzo_01D. Juan Eduardo Iranzo, Catedrático de Economía Aplicada de la UNED y Vicepresidente del Instituto de Estudios Económicos, planteó su ponencia en el marco de la economía española. Empezando con la afirmación de que aún el año que viene caeremos un 1% e identificando crisis con destrucción de empleo, aportó una serie de valoraciones referentes al endeudamiento, como que conforma ‘el principal factor que lastra nuestro crecimiento’ y achacando el mismo a la ‘Irresponsabilidad de la política monetaria‘ por ofrecer financiación a tipos de interés muy bajos a una población queactúa de manera racional, esto es, que responde a dicho incentivo pidiendo financiación.

*Me gustaría matizar lo chocante que resulta una afirmación de este tipo, que obvia completamente la libertad de los individuos ya que, pese a estar incentivados para obtener una financiación a buen precio, siempre pueden elegir. No puede achacarse ‘el vivir por encima de nuestras posibilidades’ únicamente a que resultaba sencillo y rentable en aquél momento obtener financiación, ya que en última instancia es el individuo el que ha de hacer un uso responsable de los recursos a su alcance.

El Profesor Iranzo destacó factores positivos como el incremento en recaudación fiscal que pudo conocerse el martes por la prensa, el equilibrio en la balanza por cuenta corriente (que implica que no necesitamos recursos del exterior para financiarnos), y los diversos activos con los que cuenta España, señalándolos como los verdaderos artífices de la salida de la crisis, siendo éstos; el euro, las empresas grandes y pequeñas, la política de exportación de nuestro países y su beneficioso efecto sobre el apalancamiento, las oportunidades de mercado para España en Asia e Iberoamérica, etc.

Propuso para favorecer la competitividad dar un entorno adecuado a las empresas ajustando el déficit público – ya que, según afirmaba, no son escenarios incompatibles -, abogó por una reforma del sector público en profundidad, – racionalizando gastos, eliminando las duplicidades en las labores de los funcionarios y reduciendo el número de funcionarios -, y defendió la perspectiva alemana del empleo; eliminar el salario mínimo, para evitar la destrucción de empleo.

Defendió en concreto la necesidad de combinar los recursos públicos y privados para sostener, entre otros, la educación y la sanidad, temas candentes hoy día, basándose en la famosa expresión ‘No hay comidas gratis’ (There ain’t no such thing as a free lunch), esto es; no puede conseguirse algo a cambio de nada, o lo que es lo mismo; los bienes y servicios de los que disfrutamos requieren de recursos para financiarlos y si éstos no salen de una fuente en concreta, saldrán de otra. Resulta una verdad de perogrullo, sin embargo, con mucha frecuencia nos arrogamos derechos que consideramos debiera proporcionarnos el Estado, sin considerar los gastos que ello genera y por supuesto rechazando que implique una subida de impuestos.

Quizá se vea más claro con un ejemplo gráfico;

411d2bc43ade11e29a9c22000a1fbe09_7

(dibujo de cosasqueaportan)

En el turno de preguntas se pusieron de manifiesto diversas perspectivas; algún asistente felicitó a los ponentes, se declaró seguidor de sus columnas y conferencias y propuso mayor dureza en las reformas iniciadas por el Gobierno, algún otro criticó duramente la exposición de D. Juan Iranzo en su referencia a los recortes de los funcionarios y servicios públicos y su conformidad con algunas de las medidas adoptadas por el Gobierno, cuando, según afirmó; los funcionarios habían perdido ya un 25% de su capacidad adquisitiva.

Una de las notas más interesantes de la tarde vino de la mano de la respuesta a éste último asistente; la dio el Profesor Toribio, que tras matizar que el enfoque planteado obedecía tan sólo a las medidas que planteaban ambos economistas como técnicos, no como políticos, apuntó que nadie – ningún sector, ningún partido, ni grupo concreto- podía atribuirse en exclusiva el sufrimiento moral derivado de los efectos de la situación actual.

OLIER-206x300

Resultó un coloquio francamente interesante, por el que me gustaría dar las gracias a Telefónica y al Instituto Empresa y Humanismo de la Universidad de Navarra, así como a Isabel Olloqui, por la invitación al evento. Hacen falta más conferencias, más coloquios, más encuentros formativos de este tipo hoy en día. Esta sociedad requiere una mayor preparación profesional y humana para enfrentar la situación que vivimos y todos podemos contribuir en algo.

Así lo afirmaba D. Eduardo Olier, Presidente del Instituto Empresa y Humanismo; la combinación de responsabilidad ética y saber técnico tienen como consecuencia una mayor eficiencia de la empresas.

Hagamos examen; ¿Qué puedo hacer yo?
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s