Les Nieges du Kilimandjaro

les nieges du kilimandjaro

Inspirada en el poema de Víctor Hugo ‘La gente pobre, la película francesa del director Guédiguian ‘Las Nieves del Kilimanjaro‘ es de las más interesantes que he visto últimamente, sino la más. Es difícil, muy difícil hacer un breve resumen de su contenido sin llegar a ‘chafársela‘ a quien no la ha visto, y a la vez, es fácil no ‘hacerle justicia‘ por la cantidad de temas tratados. Así que optaremos por lo peor; quedarnos a medias de ambos propósitos.

Abren la película una serie de acontecimientos que ilustran los rasgos de una familia de clase media en la Marsella contemporánea, centrándose la atención en el matrimonio protagonista – Michel y Marie Claire-, abuelos, trabajadores y sindicalistas de clase obrera, rodeados de hijos, nietos y amigos que les quieren, de fuertes convicciones socialistas y notables valores humanos.

Son felices. Llevan una vida plena tras muchos esfuerzos, con una tranquilidad económica sólo relativa y la perspectiva que otorga el tiempo, pero ven saltar por los aires sus esquemas tras sufrir un violento atraco en su casa.

las nieves1

El saberse obreros, ‘ejemplares’ promotores de protestas para impulsar los derechos de los trabajadores y el haber luchado siempre por salir adelante en duras condiciones hace que les pille por sorpresa el ataque de quienes les roban.

las nieves2

Son gente sencilla, que disfruta de cosas sencillas. Juntos desde hace 30 años, juegan a las cartas con amigos, enseñan a los nietos a comer sardinas, bailan salsa en el salón y toman una cerveza en la terraza, construyen una pérgola, se bañan en la playa…

Nada les hacía pensar que podían ser tildados de ‘burgueses’ y les coge desprevenidos ese odio de los atracadores por ‘tener’ lo que han ganado en una vida de esfuerzos.

Sobre la reacción de los protagonistas, resulta ilustrativa la pregunta y la respuesta de la entrevista del Director, Robert Guédiguian, en la que señalaba;

“Marie-Claire y Michel se dan cuenta de que siempre se es rico a los ojos de otro. ¿Eso les hace replantearse la noción de valor del discurso de Jaurès que cita Michel?

La película está entre Victor Hugo y Jean Jaures. Creo que la primera novela seria que leí de niño fue Los miserables. Pase directamente de El club de los cinco a Victor Hugo. En cuanto empecé mi militancia, Jaures llego a toda prisa, mediante el texto extraído del discurso a la juventud que dio en Albi, magníficamente escrito, notable desde cualquier punto de vista. En dicho discurso, define el valor de varias formas con una figura retorica que consiste en repetir al principio de cada frase: .El valor reside en….. Hace hincapié en el hecho de que el valor es hacerse cargo de uno mismo, pero también insiste en el vínculo entre la vida individual y la vida colectiva, el individuo y la sociedad. El valor no está solo en lo colectivo, también está en la vida cotidiana de cada uno, en el funcionamiento, la práctica, la moral de dicha vida. Marie-Claire y Michel sienten que deben hacer algo. Han luchado colectivamente toda la vida, pero se dan cuenta de que no basta.”

Y de éso trata la película. De lucha. Constante. De que tratar de hacer las cosas bien no es suficiente. ‘Cumplir’ se queda corto. Como se resume magistralmente en la misma entrevista;

“Basándose un poco en Malraux, dijo un día que «una película popular revela a las personas la grandeza que llevan dentro».

Sigo pensando lo mismo. Tal como lo veo, son la esperanza. Llamémosles santos, o justos, pero, sea como sea, existen. La esperanza está en la reconciliación de las gentes pobres.”

Pobres, santos, justos… somos todos.

Todos podemos llevar a cabo heroicidades anónimas en nuestro día a día.

Elije la tuya. 

* Soy consciente de que me dejo muchas cosas en el tintero; desde el cariño y la confianza de los amigos, expresado de muy distinta manera, hasta cómo se conocen Michel y Claire, capaces de comprender y anticipar las reacciones del otro con gran precisión, pasando por el sentido común y la desdramatización en lo que a los problemas se refiere, abogando por la voluntad y los actos concretos para cambiar las cosas… Es imposible abarcarlo todo, por lo que me remito a los comentarios y aportaciones para posibles ampliaciones de lo hasta aquí dicho.